Asociación del Corzo Español
Cabecera4
Mario
1300x300
Cabecera1
Búsqueda en los contenidos de la web

clesp_modal_seguir

Mi compra

carro vacío

HAZTE SOCIO y aprovéchate de todas las ventajas de ser socio de la Asociación del Corzo Español SOLICITAR ALTA
Está viendo:

Foros

General

MIGUEL LUIS SANCHEZ VICENTE
Autor: MIGUEL LUIS SANCHEZ VICENTE
12/07/2011 10:25:41
(1 vistas, 3 respuestas)
LADRA DE CORZOS
HOLA, SOY NUEVO EN ESTE MUNDO DEL CORZO. ESTE AÑO ES EL PRIMER AÑO QUE DISPONGO DE ALGUN PRECINTO DE CORZO MACHO. LO TENGO EN LA SIERRA DEL REBOLLAR DE SALAMANCA. MI PREGUNTA ES ¿ LA LADRA DE LOS CORZOS PERTENECE A MACHOS O A HEMBRAS TAMBIEN? MUCHAS GRACIAS.
Administrador  
Autor: Administrador  
12/07/2011 11:15:29
(0 vistas, 3 respuestas)
LADRA DE CORZOS
Estimado visitante, el escribir con mayúscula en los foros supone lo mismo que gritar. Suponemos que no es su intención y le invitamos a que en el futuro lo haga con minúsculas. En efecto los corzos y corzas ladran por igual. Le invitamos a realizar una búsqueda en mensajes antiguos ya que este tema se ha tratado de forma reciente en estos foros. Saludos
Federico Sáez-Royuela Gonzalo
Autor: Federico Sáez-Royuela Gonzalo
12/07/2011 19:03:08
(0 vistas, 3 respuestas)
LADRA DE CORZOS
Efectivamente, ladran por igual machos y hembras. Ladran cuando detectan algún peligro y también con una función territorial. Como te decía el Administrador utilizando las búsquedas puedes encontrar mucha información al respecto. Un saludo.
José Antonio Sáez-Royuela Gómez
Autor: José Antonio Sáez-Royuela Gómez
13/07/2011 16:13:04
(0 vistas, 3 respuestas)
LADRA DE CORZOS
Hace mas de veinte años fui con mi hermano Fernando a cazar corzos a Jaramillo de la Fuente,mientras el se quedaba a la espera junto al río,yo me fui a recechar por el coto.                   Al final de la mañana un corzo contestó a mi reclamo,observando que era una hembra aunque  de ladrido ronco y potente. Durante largo rato estuvimos intercambiando llamadas hasta que me cansé y me distancié tocando el reclamo, dandomé cuenta de que la corza me seguía, quizá creyendo que me llevaba su cría.                                                                                                           Lo tomé ya a guasa, tocaba el reclamo como se me ocurría, recuerdo que llegué a  tocar Una copita de ojén y la corza me seguía contestando hasta cerca de un kilometro del principio. Al llegar cerca de donde estaba mi hermano de espera me vió y se me acercó en silencio diciendome: ten cuidado que  se acerca un buen corzo, pues acabo de oirle ladrar.                       Entonces nos convencimos  que muchas veces  no se distingue el macho de la hembra por el ladrido.