Asociación del Corzo Español
Cabecera4
Mario
1300x300
Cabecera1
Búsqueda en los contenidos de la web

clesp_modal_seguir

Mi compra

carro vacío

HAZTE SOCIO y aprovéchate de todas las ventajas de ser socio de la Asociación del Corzo Español SOLICITAR ALTA
Está viendo:

Foros

General

Alfonso Treviño
Autor: Alfonso Treviño
14/05/2020 9:52:35
(1 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

Os cuento lo mío a 14 de mayo y en los dos cotos de Soria en CYL en los que cazo, y del que son titulares la sociedad de cazadores de cada uno, ya tienen los precintos disponibles para los corceros, o sea nosotros y están procediendo a dárnoslos.

Tratando de entender la desescalada por regiones, provincias, y que la misma parece que no obedece a criterios homogeneos, y siendo la mayoría de croceros cazadores foraneos que vivimos en otras CCAA, mi umbral para poder poner un pie por allí, se situaría en la última semana de junio o la primera de julio, claro que todo eso sujeto a que no se produzcan repuntes de casos en el proceso de aquí a esas fechas a medida que la gente vaya saliendo de sus casas. O sea que en el mejor de los casos 3 meses de 5 que hemos perdido.

Los cazadores locales sin embargo, y en cuando se incluya la actividad cinegética o de pesca entre las actividades que se pueden realizar en Fase 1, gozarán de su afición en sus cotos. (perjuicio claro haca los foraneos, frente a los locales, que de alguna manera se tendría que haber valorado, yo como madrileño voy en mi coche cazo sólo en lo mío y me vuelvo, sin posibilidad de poder infectar a nadie ). Claramente no hay que ser un lince para notar una implicación política muy clara, en retrasar todo lo posible en darnos el beneplácito en ese afán por recortar y prohibir nuestra actividad, tan legal como las demás y mucho más segura puesto que uno está en el campo solo, de esta gente que nos desgobierna.

Todavía no hemos soltado la "gallina", porque no podemos cazar. Nuestras negociaciones se han encaminado por un lado en intentar que la Sociedad de cazadores de cada uno de los cotos, pacte una rebaja con el Ayto, el problema es que no está habiendo plenos, y a fecha no se está hablando de esto, ni de nada. Esto es como el que tiene un local y su tendero no puede abrir, con lo que tendrán que llegar a un acuerdo y justiprecio en el pago de la renta, o al socio del Real Madrid que ha pagado su abono y que le tendrían que devolver un % por no haber podido disfrutar de los partidos, y por otro y si no hay rebaja posible, y por estar contentos con lo que tenemos, intentaríamos alargar el aprovechamiento mediante acuerdo verbal con la SC otros 5 años al mismo precio que veníamos pagando en años pasados.

Como ya decíamos, la casuítica es variada, y cada uno actuará como pueda en cuanto a sus preferencias con respecto a la caza del corzo, o crea o le dicte la conciencia. Por lo que yo se por amigos, hay cotos que ya pagaron, otros que no van a pagar, y otros que acabremos pagando.

El que no esté contento con lo suyo, tendrá la oportunidad de cazar el 2021 en algun coto que se haya quedado libre y sin cazar en el 2020, porque a estas fechas, si no se paga, no se va a poder encontrar arrendatario sustituto, o cazan los que ya estaban, o un año de veda. Además el año en lo meteorológico esta siendo muy lluvioso. Las colzas por el pecho y todo brtotado, con lo que de caza de verdad tendremos los pocos días el celo y el otoño, y se salvarán muchos corzos. Pensar que el 50% del aprovechamiento en casi toda la meseta se hace en el mes de abril.

En fin que como lo estáis viviendo vosotros? y que pensaís hacer?

Os pongo un enlace con explicaciones legales al respecto publicado por un eminente despacho cordobés, especialista en estas cuestiones.

cintasyasociados.es/arrendamiento-aprovechamiento-cingetico-tras-el-covid19

Saludos a todos que ya queda menos,

Alfonso.

VALENTIN SERRANO SANTIAGO S.
Autor: VALENTIN SERRANO SANTIAGO S.
14/05/2020 13:17:06
(0 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

Buenos dias,

La situacion actual como bbien dices no permite en un plazo corto de tiempo despazarse a otras comunidades a cazar, esto dificulatar la caza mas aun, dado que somos muchos los que nos cambiamos a otras provincias a paracticar la caza.

Por otro lado y dado que yo soy el arrendatario del coto y el disfrute es unicamente de mi familia, negocio directamente con el Ayuntamiento. Sin embargo se me plateo una duda que a mi juicio es muy importante. En el caso de que iniciemos negociaciones en pro de una rebaja en el precio por la perdida de fecha o modalidades de caza y llegasemos a un acuerdo. Dado que yo cazo principalmente la zaca menor y el corzo, la duda que se me plantea es que seguramente tengamos algun mes de caza del corzo, e incluso podamos cazar la media veda, pero en base a las prediciiones de un rebrote de la pandemia y posible confinamiento de nuevo pueda perder fechas como la veda general o el ciervo. Es por ello, que despues de asesorarnos creo que lo mejor es incluir una clausula en un nuevo anejo al contrato en el que se valoren economicamente los periodos y/o modalidades de caza y en caso de que por motivos ajenos no se puedan disfrutar se reste del pago del año inmediatamente posterior en el que si se pueda cazar.

Esa es la idea actual. Espero que lleguemos todos a buen termino con nuestra salud y adquision de permisos de caza.

Un saludo, Valentin

Laureano de Las Cuevas Alvarez
Autor: Laureano de Las Cuevas Alvarez
14/05/2020 18:09:03
(0 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

Buenas tardes. 
Acompaño una vidión global de la situación de loa Arrendamientos, segun un despacho de Abogados, CINTAS & ASOCIADOS. Es una opinión particular de sus autores.

Arrendamientos de aprovechamiento cinegético y Covid19
14 mayo, 2020
Con la publicación del Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma, y el confinamiento que hemos sufrido estos meses atrás, dentro del mundo cinegético se ha erigido una pregunta, de no fácil respuesta, ¿Qué va a pasar con la temporada 2020/2021 si hay otro repunte?
 

Es lógica la preocupación de organizadores, titulares de cotos, sociedades de caza e, incluso, grupos de amigos que arriendan un coto para poder desarrollar la actividad cinegética en él, para el caso de que, por motivos de salud pública, vuelva a ver restricciones a la libre movilidad, con el perjuicio económico que ello puede suponerles, una vez que ya se ha desembolsado una parte o el total de la renta de dicho arrendamiento.

Dentro de nuestro ordenamiento jurídico existen algunas figuras, que ahora pasaremos a analizar, que pueden ayudarnos a comprender la importancia de este asunto. Antes de nada, hay que recordar que la caza se encuentra excluida de la aplicación de la Ley de Arrendamientos Rústicos, por lo que habrá que estar al contrato de arrendamiento, a las disposiciones generales del Código Civil, a la Jurisprudencia, y a las leyes sectoriales sobre esta materia en su caso.

En primer lugar, en el Código Civil se regula, en su artículo 1.105, que “Fuera de los casos expresamente mencionados en la ley, y de los en que así lo declare la obligación, nadie responderá de aquellos sucesos que no hubieran podido preverse, o que, previstos, fueran inevitables.”, es decir, nos encontramos ante la posibilidad de liberación del deudor del cumplimiento de la obligación en supuestos que no hubieran podido preverse o que, previsibles, fueran inevitables, es decir, la conocida como fuerza mayor.

Ahora bien, el Tribunal Supremo, en su Sentencia 266/2015, de 19 de mayo, ha establecido que en las obligaciones genéricas, como son el caso de las pecuniarias, se excluye la aplicación de este artículo 1.105 del C.C., sin perjuicio de la posibilidad de acudir a la cláusula “rebus sic stantibus”, en los casos que procedan, a la que nos referiremos en lo sucesivo. Todo ello sin perjuicio de un posible cambio en la jurisprudencia de nuestro Alto Tribunal con ocasión del Covid-19.

En segundo lugar, el artículo 1.575 del mismo cuerpo legal, dentro de las Disposiciones especiales para los arrendamientos de predios rústicos, preceptúa la posibilidad de “rebajar la renta en el caso de pérdida de más de la mitad de los frutos por casos fortuitos extraordinarios e imprevistos, salvo pacto especial en contrario”, expresándose en el párrafo segundo, de este mismo artículo, los supuestos a considerar como caso fortuito extraordinario, dentro del que podría encuadrarse el Covid-19, cuando se trate de supuestos que “ los contratantes no hayan podido prever”.

Podría invocarse este precepto por analogía ante los tribunales, aunque realmente se trata de una interpretación un tanto forzada, ya que el mismo se refiere a la recolección de los frutos del predio rústico.

En tercer lugar, como mencionamos al principio del presente artículo, en el ordenamiento jurídico encontramos con una figura, de creación jurisprudencial, conocida como “Rebus Sic Stantibus”, que supone una modificación de las obligaciones inicialmente asumidas por las partes. Para que pueda ser apreciada esta cláusula deben concurrir unas características determinadas en el contrato.

Ser contratos sinalagmáticos, es decir, cada parte es acreedora y a la vez deudora de la otra parte, también conocidos como bilaterales. Se cumple en los arrendamientos de aprovechamiento cinegético.
Ser de tracto sucesivo o que se extienda en el tiempo, de modo que cuanto mayor sea la vigencia de un contrato, más susceptible será de beneficiarse de la aplicación de la cláusula “rebus sic stantibus”, en la medida en que tendrá una exposición mayor a hechos que puedan desequilibrar su contenido. Aunque el Tribunal Supremo ha establecido en numerosas sentencias que la aplicación de esta figura es más probable en contratos de larga duración, nada impide que pueda apreciarse en contratos para una temporada celebrados antes de la declaración del estado de alarma, como a continuación se explicará.
Además, como hemos dicho, esta figura es de creación jurisprudencial, por lo que el TS ha venido exigiendo una serie de requisitos:

Alteración extraordinaria de las circunstancias en el momento de cumplimiento del contrato en relación con las concurrentes al tiempo de su celebración.
Desproporción exorbitante y fuera de todo cálculo entre las prestaciones de las partes contratantes, que derrumban el contrato por aniquilamiento de las prestaciones.
Que todo ello acontezca por la sobrevenida aparición de circunstancias radicalmente imprevisibles.
Que carezca de otro medio para remediar y salvar el perjuicio – clausulado general del contrato en cuestión-.
El Alto Tribunal ha ido flexibilizando la aplicación de esta figura a raíz de la crisis económica, aunque siempre actuando con cautela ya que se trata de una limitación a la aplicación del principio general “pacta sunt servanda” (los contratos tienen fuerza de ley entre las partes y han de cumplirse a tenor de estos).

Es importante distinguir entre contratos celebrados antes de la declaración del estado de alarma, y los que se celebren durante las próximas semanas. La STS 820/2013, en relación a la crisis económica, estableció que, además de cumplir con los demás requisitos antes mencionados, “una recesión económica como la actual, de efectos profundos y prolongados, puede calificarse, si el contrato se hubiera celebrado antes de la manifestación externa de la crisis, como una alteración extraordinaria de las circunstancias…”, es decir, interpretándolo desde el punto de vista del Covid-19, la aplicación de esta cláusula sería posible en los contratos celebrados antes de la declaración del estado de alarma, ya que, desde el principio del confinamiento, todos conocemos la posibilidad de un repunte durante el otoño e invierno de este año – plena temporada de caza-, por lo tanto, ¿es radicalmente imprevisible, y una alteración extraordinaria de las circunstancias, el hecho de que pueda haber de nuevo restricciones, con la correspondiente suspensión de la actividad cinegética, durante la temporada 2020-2021? En opinión del que suscribe, NO.

Volviendo a los contratos celebrados antes de la declaración del estado de alarma, no puede exigírsele a un ciudadano medio que pudiera conocer estas consecuencias a causa del Covid-19, cuando ni tan siquiera el Gobierno de la nación pudo preverlo, por lo que podría aplicarse esta figura.

Por último, y en referencia a lo anterior, el Tribunal Supremo en sentencias como la 5/2019, 156/2020, entre otras, ha manifestado que “Si las partes han asumido expresa o implícitamente el riesgo de que una circunstancia aconteciera o debieron asumirlo porque, en virtud de las circunstancias y/o naturaleza del contrato, tal riesgo era razonablemente previsible, no es posible apreciar la alteración sobrevenida que, por definición, implica lo no asunción del riesgo”, por lo que, y al hilo de lo dicho en los párrafos anteriores, es recomendable establecer en el clausulado general de los contratos que se celebren tras la declaración del estado de alarma alguna estipulación que fije las consecuencias de una posible suspensión de la actividad cinegética durante la próxima temporada.

Para terminar, hay que tener en cuenta que lo que actualmente vivimos es algo extraordinario para todos, por lo que habrá que esperar a que se pronuncien las distintas instancias judiciales sobre el incumplimiento de todo tipo de contratos.

Todo lo aquí expuesto es una visión global de las distintas figuras y normas de nuestro ordenamiento, para adecuar la situación vivida a causa del Covid-19 a los distintos contratos de arrendamiento de aprovechamiento cinegético, sin perjuicio de un estudio particular de cada contrato.

Para mayor asesoramiento, no dude en ponerse en contacto con nosotros.


cintasyasociados.es/arrendamiento-aprovechamiento-cingetico-tras-el-covid19

Alfonso Urbano López de Carrizosa
Autor: Alfonso Urbano López de Carrizosa
16/05/2020 11:48:22
(0 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

Buenos días a todos, 

Creo que la cosa no pinta bien y eso a todas luces se ve desde hace semanas. Es dificil plantear un escenario "común" en los arrendamientos de los cotos porque la casuistica es muy variada. Lo que está claro es que la desescalada tal y como está planteada va a beneficiar a unos y a perjudicar a otros (en este caso como apuntaba el tocayo a los foráneos entre los que como él me incluyo).

Los cazadores por lo general somos "desconfiados" y siempre albergamos los pensamientos más negativos de los posibles escenarios... que si tal corzo que vi en la linde lo habrá matado ya el vecino, que si los "locales" no van a dejar títere con cabeza para cuando lleguemos los de fuera a nuestros cotos a cazar... Creo que lo llevamos en el ADN. A mi particularmente me gusta hacer un ejercicio de optimismo en intentar pensar en positivo y buscar un escenario más optimista, entre otras cosas por una cuestión de salud mental y para no perder el sueño!!

Pienso que estas inéditas circunstanticas van a permitir que el campo respire unos meses extra, dejándonos como decía Alfonso alguna oportunidad en el celo y a la vuelta del verano y poco más. Pero tocayo, ¡Qué celo tenemos por delante!! ¿o no? y si no somos capaces de hacer el cupo este año lo cual es más que probable, vaya próxima temporada! Con la primavera que estamos teniendo y estas circunstancias excepcionales.... la calidad y cantidad que nos vamos a encontrar el prócximo año creo que va a ser para recordar, y si no al tiempo!! Va a ser una buena añada!

Bueno sólo quería poner un poco de ilusión y ánimo en estos tiempos de encierro que se están haciendo largos... y empiezana ser pesados de llevar. 

Un abrazo a todos, 

Alfonso Urbano 

Alvaro Mazon Sanchez de Neyra
Autor: Alvaro Mazon Sanchez de Neyra
16/05/2020 19:52:55
(0 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

No puedo estar más de acuerdo contigo, Alfonso Urbano.

Ahí l'as dao! :-)

Esta mañana hablaba con un amigo que andaba mosca por si los "locales" ahora le iban a planchar el coto:

-joerr, pues te lo plancharán igual que siempre, no?

     -ya, pero antes no sabían si iba a estar yo o no, y ahora saben que no estoy

jajajaja lo que dices, Alfonso, pura desconfianza jajaja y no puedo evitar el reirme porque el mismo amigo hace días se subía por las paredes porque habían excluido la caza como actividad autorizada en la Fase 1 jajaja:

-joerr pues decimos que lo vuelvan a excluir, te parece?

     -nooooo! no jodas hombre!

-entonces???

Total, que ni contigo ni sin tí tienen mis penas remedio. Como colectivo somos complicaetes, eeeh? 

Jajaja perdonad el lapsus.

      

       Alvaro Mazón

Alfonso Treviño
Autor: Alfonso Treviño
19/05/2020 10:01:50
(0 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

Tocayo,

Claro que sí....Como está el campo, y que ganas de salir detrás de los corzos.

A mi lo único que me molesta de esta situación, es que no me dejen cazar a mí por ser de Madrid y las diferencias que nos aplican a unos u a otros dependiendo de donde vivamos. Ya ves tú el daño que podemos hacer sin restaurantes hoteles y sin ver a nadie, o a lo sumo saludar al pastor de lejos. Entiendo que se gobierna para la generalidad y acepto la situación, aunque no la comparta en absoluto, y me sorprende que los que nos dirigen, no valoren las consecuencias que podrá tener todo esto. Nosotros mal que bien, estaremos en un mes o dos en el campo, los verdaderos perjudicados son los Aytos y por ende a sus paisanos.

Para los corzos bueno, para los furtivos como dice Alvaro, igual que otros años, pero con la particularidad que la Benemérita está a todas horas, y que el campo está más para coger garrapatas, que para robar un corzo, de la explosión que hay de verdor. Y para nosotros pues temporada corta, pero intensa. Muchos adevenedizos se irán tb con el cuento a otra parte.

En fin que ganas no faltan.

abrazos,

Alfonso.

Pedro Corchado Pinilla
Autor: Pedro Corchado Pinilla
19/05/2020 18:31:58
(0 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

Queridos todos,

Creo que hemos caido en la trampa que nos tienen preparada desde hace tiempo y no estamos valorando la importancia y la dignidad de nuestra afición. Me explico. La caza y la pesca están permitidas desde la fase 1, fase de la que goza la mayoría del territorio. Por otro lado, según comenta Alfonso, la movilidad entre provincias no se permite hasta..., pongamos finales de junio. Por tanto, como bien apuntáis unos y otros, la caza y pesca quedaría reducida a lo miembros de la misma provincia. Ahora, que ocurre con los cotos cuyos únicos socios son foráneos? Los daños a cultivos y peligros de sobre población no tienen repercusión?

Se puede cambiar de provincia hoy por motivos de trabajo o para acudir a despedir a un ser querido. No se permite el cambio por turismo u ocio. Donde estamos los cazadores? Cerca de la actividad agraria? O de los chiringuitos de la playa? Nuestra actividad es digna y necesaria. No caigamos en la trampa, no tenemos que pedir perdón a nadie. Que no nos quiten nuestra dignidad.

Un abrazo a todos.

Jose Maria Del Cuvillo Peman
Autor: Jose Maria Del Cuvillo Peman
24/05/2020 17:47:18
(0 vistas, 7 respuestas)
Actualización impresiones temporada. tic,tac.

Pedro, 100% de acuerdo con lo que dices.

La caza es una actividad digna y legítima. Amen de legal y necesaria. Tengo la sensación de que los cazadores tenemos complejo y por eso no decimos clara y rotundamente que lo que nos está sucediendo no tiene sentido.

Estamos en plena desescalada, pero en muchos casos nuestros acotados están en distinta provincia a la de residencia y no se nos deja ir a cazar individualmente en rececho o aguardo.

Ningún riesgo de contagio tiene esa actividad, siempre que se prohiban pernoctaciones o visitas locales de restauración de la provincia que no es de residencia.

¿POR QUE NO ES POSIBLE HACERLO? No encuentro ninguna respuesta lógica. Pero tampoco veo que el colectivo lo plantee con contundencia. De ahí mi enfoque de complejo.

Jose Maria del Cuvillo